El “paciente de Dusseldorf”, fue sometido a un trasplante de médula ósea

Luego llegó el turno de dejar la medicación. Tres meses pasaron ya de ese momento y, de acuerdo con las biopsias de intestino y con el estudio de los ganglios linfáticos, no se hallaron muestras del virus. Sin embargo, los especialistas aclararon que aún es demasiado pronto para determinar si está realmente curado o si el virus se encuentra en un estado indetectable.

Fuente: Crónica.