Se dieron por enterados ayer de los fardos malos- erupción del volcán puyehue

13/07/2011 08:54

Uno de los fardos rechazados por sus eventuales beneficiarios. Puede verse claramente que en el interior hay hojas y ramas, material vegetal no apto para el alimento del ganado.

El gobierno aduce que no había denuncia formal.
Intendentes Toro y Pérez reclamaron hace semanas.

Los municipios de la Línea Sur están reclamando desde hace semanas a la provincia la reposición de partidas de fardos porque los enviados inicialmente para paliar el efecto de la lluvia de cenizas, eran de muy “mala calidad”. Pese a ello, recién ayer el gobierno de Río Negro solicitó un informe a los intendentes, argumentando que anteriormente no existían denuncias formales. Sólo Jacobacci pide la reposición de 4.200 fardos.
Ayer, los intendentes Carlos Toro (Jacobacci) y Marcos Pérez (Maquinchao) estimaron que el forraje de “mala calidad” osciló entre el 20 al 30 por ciento. Pidieron la reposición pero, hasta ayer mismo, la provincia nada había dicho, y menos aún reclamar a los vendedores. Toro afirmó que el ministro Juan Accatino le prometió otro envío para compensarlo aunque el equipo de Producción parecía desconocer ese compromiso.
El ministerio de Producción destinó en su momento un millón de pesos para la compra de cerca de 56 mil fardos. Fueron 35.000 unidades a Juan Manuel Sosa por casi medio millón de pesos. Luego, en forma paralela, se adquirieron a municipios forrajeros como Choele Choel, Belisle, Luis Beltrán, Chimpay y Río Colorado, a quienes se les aportó otro medio millón por 21.271 fardos.
Tras la caída de cenizas, el 4 de junio, la cartera de Producción envío fardos a la Línea Sur. Se repartieron 53.680 en 13 localidades y 18 parajes, quedando aún un remanente de 2.500 unidades.
Las quejas aparecieron ni bien comenzó el reparto. El 21 de junio, el intendente de Jacobacci, Carlos Toro, pidió por nota al Ente de Desarrollo de la Línea Sur que preside Elías Jalil la reposición. Toro mencionó que el Comité de Emergencia concluyo “con los técnicos” que el pasto recibido en el tren del 17 de junio era “en un 75 por ciento de muy mala calidad y el 25 por ciento restante de baja calidad”.
Además, la comunidad mapuche “Kume Peuke” del paraje Cerro Bandera denunció en Jacobacci que recibió 199 fardos pero “solo se pudo utilizar una cantidad muy pequeña porque el resto no está en condiciones para que los animales puedan comer”. Añade que el consejero indígena Vicente Cullueque analizó los fardos “con técnicos y se decidió su devolución”.
Ayer, desde Producción se admitió no haber controlado las partidas por la urgencia de la atención. “Río Negro” llegó con estas consultas al secretario de Producción, Daniel Lavayén, el subsecretario de Recursos Naturales, Humberto Iglesias, y los directores Susana Balda y Martín Oscos. Explicaron que el régimen de contrataciones tiene previsto realizar procedimientos posteriores “siempre que exista una denuncia formal, firma en disconformidad o rechazo” de la mercadería y que no fue éste el caso. Para estos funcionarios, las objeciones verbales “son poco representantivas”.
Al respecto, Toro aclaró en su nota que el envío reclamado es el primero de 4.200 fardos y lo diferenció del resto -que completó un total de los 9.500 unidades- porque “eran buenos”.
Por su parte, el intendente Pérez, de Maquinchao, comentó que unos 600 fardos fueron rechazados en esa localidad pero que se mantienen guardados para que “los carguen y los retornen a Chimpay o Lamarque de donde provienen”.
En cuanto a si hubo denuncias por escrito, indicó que el encargado de hacerla era el presidente de la Rural, Jorge Lefiú, que a su vez es el delegado de la cartera productiva en la localidad. Recordó que las quejas fueron expresadas personalmente al ministro Accatino durante una reunión en Jacobacci junto con el intendente Toro, y que luego “llamaron desde la secretaría privada del ministro para que les pasemos el remito” a fin de devolver la mercadería.
Después de distintas consultas, la cartera de Producción dijo sobre el mediodía haber enviado notas a los municipios y comisiones de Fomento destinatarias de forraje a fin de obtener información formal sobre la cantidad de fardos rechazados. Indicó que sobre la base de tal información se aplicarán las medidas de penalización y se demandará la reposición. (AV)

Escribir un comentario


*